24 de gener de 2016

Els encàrrecs d'un estafador (04-04-1914)

La Comarca del Vallés, Any XIII, núm.2494, 4 d'abril de 1914, pàgina 5.

A la secció "Crónica diaria":

"Vaya un timador!
Desde hace tiempo, venían siendo objeto de ingeniosos timos diversos comerciantes de Manreea. Un sujeto presentábase en los establecimientos, haciendo encargos de importancia. Hecho el encargo, retirábase del establecimiento para regresar al breve rato, pidiendo un préstamo de algunas pesetas, que casi siempre se le entregaban. 
Y así campaba a sus anchas el individuo en cuestión, hasta que fingiéndose vecino de San Salvador de Guardiola, fué a ofrecer la venta de varias reses de cerda al comerciante señor Sala, pidiéndole un anticipo de 5 pesetas, que el timador embolsó tan diestramente. 
Al señor Sala se le metió en la cabeza la idea de acabar con el criminal abuso y al fin lo consiguió en el dia de ayer, pudiendo detener por si mismo en la calle del Carmen al timador, que huía como alma en pena, de la persecución de que era objeto. 
El guardia municipal señor Mollet se hizo cargo del detenido, encerrándolo en el calabozo de las Casas Consietoriales. 
A las 12, presentáronse ante el alcalde señor Fius, unos veinte timados, concontando los diversos medios de que se valía el timador para sustraerles el dinero. 
A uno, le había encargado la confección de dos jergones, a otro la de una cañería de ploma, y a los demás, la curación de un mulo, la venta de reses de cerda, gallinas, etc., etc., con la particularidad de que a algunos de ellos les obligó a hacer, para cumplimentar los pedidos, viajes a San Vicente de Castellet, Navarcles, Guardiola, etc., etc. 
Producidas las denuncias contra el detenido, el sujeto de referencia pidió que se le perdonara, en beneficio de su familia, pero los denunciantes insistieron en sus acusaciones, por lo cual ha sido puesto el timador, a dísposición del Juzgado. Dicho timador es vecino del poblado de San Cristóbal (Castellgalí), ejerce el oficio de labrador, parece apocado y torpe y disfruta de una regular posición. Laa cantidades timadas, según datos hasta ahora recogidos, se elevan a 130 pesetas. 
Lo peor de todo es, según decían los denunciantes en los pasillos de la alcaldía, que ha quedado por ahí un imitador de estas hazañas. Con que, abrir el ojo y a darle caza."